Canal+ ya no obliga a sus clientes a ser propietarios de su STB

A partir de hoy, y hasta el primero de marzo de 2013 los abonados a la plataforma española vía satélite Canal+ pueden comunicar a la operadora que no desean disponer del aparato receptor oficial para acceder a su oferta de canales de televisión y lo pueden retornar a la compañía.

Esto es posible como consecuencia de una sentencia de 30 de diciembre de 2008 de la Audiencia Provincial de Madrid en la que se destaca que Canal+ no puede obligar a sus clientes a contratar el servicio con su descodificador.
De esta forma Canal+ admite que no puede obligar a los usuarios a imponer un descodificador concreto para la contratación del servicio, por sentencia judicial.
La Audiencia Provincial de Madrid considera abusivo esta cláusula del contrato y ahora abre un periodo para que los abonados puedan poner en conocimiento de Canal+ que disponen de otro descodificador compatible con la oferta de Canal+.